"LA BANDA"

En la década de los 60, siendo hermano mayor Rafael Mateos Cruz, nace la banda de cornetas y tambores de la Nuestro Padres Jesús Nazareno y Santísima Virgen de los Dolores, una banda fomentada desde la propia hermandad que durante muchos años será "La Banda".

Bajo la dirección de Francisco Baena Gallego se forman los primeros 5 alumnos, algunos de los cuales, José Miguel Ortiz López y Paco Mateos, fueron varios años después directores de la banda. Durante 3 meses lograron aprender 5 marchas en las clases que se impartían en el barrio Álvarez Quintero.

 

A estos primeros alumnos se sumó Alonso Corona Hernández, que fue el primer tamborero y durante muchísimos años la mejor caja que nunca ha tenido la formación.


Poco a poco la banda va madurando e incorporando nuevas cornetas y uniendo varias generaciones. Es tal el buen hacer de esta primera formación, que en 1973, tras acompañar a sus titulares, la banda sale hasta la vecina Casariche para acompañar a la Hermandad de la Encarnación.

 

Posteriormente la banda aumenta en número por la incorporación de alumnos de edad infantil, y en consecuencia se adquiere nuevo material, en este caso 2 bombos y 5 tambores. Son los años en los que se empieza a uniformar la banda: zapatos negros, pantalón azul, banda roja terciada y boina azul marino. La banda es dirigida periódicamente por Alonso Corona, Manuel Rivas, José María Mateos y Francisco Corona Gómez. Posteriormente, en los años 80 se hicieron cargo de la dirección Miguel y Antonio Nogales Fuentes, José Solano García, Francisco Rodríguez , Rafael Bermúdez y Florencio Muñoz.



No es hasta 1995 cuando se compran las primeras cornetas de llave, montando marchas de agrupación mezcladas con las de corneta y tambor.

 

Eran años de mucha incertidumbre, de futuro dudoso: las marchas no eran propias para corneta y tambor; los uniformes se compraron a base de rifas equipándose con pantalón azul marino, camisa azul, gala dorada y boina azul.

 

Se progresó poco a poco a base de lucha y tesón, pero tras la Semana Santa de 2001 se planteó su desaparición, saliendo ese año con tan sólo 9 componentes debido a problemas internos.

 

 

Tras superar las distintas dificultades se volvió con más ilusión que nunca, y se llegan a montar unas 8 marchas específicamente de cornetas y tambores pero sin armonía. Se dona la actual bandera de la formación.



El 6 de Mayo de 2006 la banda dio un giro radical. Dos de sus directores, David Corona Robles y Jorge Nogales Torres unieron esfuerzos para intentar conseguir, con una buena dosis de sacrificio, cotas muchas más altas.

 

Con la motivación que infunden los maestros contratados por la Hermandad, José María Sánchez Martín y Francisco Nogales, aumenta considerablemente el número de integrantes de la formación, hasta llegar a los 40 miembros actuales de ambos sexos. Se compran instrumentos cualificados para tal banda y se empieza a montar marchas con su armonía correspondiente, hasta llegar al repertorio actual de 15 composiciones.

 

 

Se intenta comprar un nuevo uniforme que finalmente fue donado gracias a la generosidad de la Hermandad de Nuestro Padre Jesús de Morón que consta de pantalón azul marino, guerrera compañera con puños y cuellos morados, gala morada y dorada, cinturón dorado y gorra azul marino.

La banda, rebautizada como Banda de Tambores y Cornetas del Santísimo Cristo de la Misericordia tiene más fuerza que nunca. No hay ninguna familia que no haya tenido alguno de sus miembros dentro ella, teniendo una larguísima historia de sacrificio y sinsabores, pero llena de gloria.

 

 

La Hermandad contrata los servicios de dos maestros: José María Sánchez Martín, corneta y compositor de la Banda del Santísimo Cristo de la Expiración de Morón de la Frontera, y Francisco Nogales, trompeta y compositor de la Agrupación Musical Nuestro Padre Jesús Nazareno, también de Morón. El Ayuntamiento de Lora de Estepa se hace cargo de la gestión de unas subvenciones para costear parte de los gastos que suponen la contratación de los mencionados maestros.

En junio de 2011 se da el ultimo giro en la historia de esta banda, se propone la fusión de la misma con la Banda Santa Cruz de Morón de la Frontera.

Tras aprobarse en cabildo extraordinario por las dos hermandades se logra la fusión, naciendo la Banda de Cornetas y Tambores Santa Cruz y Misericordia.


Empiezan entonces los ensayos en ambas localidades bajo la dirección de Carmen Pérez Morilla y Juan Carlos Gamito Romero, con Sergio Guardado como enlace entre ambas direcciones y José María Sánchez como director musical.

 

Desde el 1 de julio de 2011, fecha de su primera actuación, la banda coge un camino en continuo ascenso brillando por su profesionalidad y buen hacer.

 

Actualmente, aunque la Banda Santa Cruz y Misericordia goza de su propia autonomía, sigue prevaleciendo ese sentimiento mutuo de admiración, y nuestros titulares siguen siendo los suyos y su banda, sigue siendo...nuestra banda.